Éxito de participación en el Festival Internacional Buñuel Calanda

  • En torno a 1.000 personas han pasado por el XVI Festival Internacional Buñuel Calanda
  • El largometraje ‘Las niñas’ y ‘En racha’ han sido los trabajos elegidos para cerrar una semana de proyecciones de cine mexicano y español.

Este sábado, 17 de julio, se clausuraba la XVI edición del Festival Internacional Buñuel Calanda (FIBC) en el nuevo escenario que ha albergado la cita este año: la plaza de España del municipio turolense. Una cita que, tras un año de parón debido a la pandemia, regresaba para homenajear a su vecino más ilustre y conocido, el cineasta Luis Buñuel.

Y lo hacía con la selección de seis películas, tanto mexicanas como españolas -dos de ellas de Aragón- y seis cortometrajes, todos de la tierra. Las obras elegidas para poner el broche al festival han sido ‘Las niñas’, de Pilar Palomero; película que ofrece un retrato de la generación de las mujeres de hoy dibujado a través de la educación que recibieron a principios de los 90 en España y que le valió a la zaragozana el Goya a la Mejor Película entre otros premios; y el cortometraje ‘En racha’, del también zaragozano Ignacio Estaregui.

Durante la semana, por la plaza de España, en la que se colocaban cada velada una gran pantalla de cine hinchable y un total de 200 sillas, han pasado en torno a 1.000 espectadores. Además, el hecho de estar en la plaza ha permitido que los clientes de los bares de la zona también hayan disfrutado de algunas de las proyecciones.

Un festival de transición que, como explicaba Jordi Xifra, director del Centro Buñuel Calanda y director de la cita, espera volver al año que viene recuperando sus secciones y actividades paralelas, así como la sección competitiva y el resto de galardones. “No teníamos nada claro lo que iba a ocurrir este año pero al final decidimos intentarlo. Creo que las ganas de poder volver a ofrecer cine al aire libre han superado las expectativas y han eclipsado cualquier carencia”, admite Xifra, que asegura que, a pesar de las restricciones, el festival ha sido un éxito.

Además, durante la semana hemos disfrutado de títulos como ‘Generación Lorca, Buñuel, Dalí’, de Albert Montón y Javier Espada; ‘Vilas y sus dobles’, del zaragozano Germán Roda; ‘Esa pareja feliz’ (1951) de Luis García Berlanga y Juan Antonio Bardem, película restaurada por la Filmoteca Española; y los títulos mexicanos ‘El diablo entre las piernas’, de Arturo Ripstein y ‘El ombligo de Guie’dani’, de Xavi Sala.

Hasta Calanda también han llegado algunos invitados, menos que otros años debido a la pandemia, como los cortometrajistas Alfredo Andreu -director de ‘Negociadora’, o Daniel Calavera -del proyecto ‘Unas cuantas bestias’- así como Enrique Viciano, productor del documental ‘Generación Lorca, Buñuel, Dalí’ o la productora Sol Carnicero, una de las fundadoras de la Academia del Cine de España, miembro del Patronato de la Fundación Buñuel Calanda y la primera mujer que ocupó el cargo de Directora de producción en España que además de producir varias de las películas de Berlanga, fue reconocida en 2020 con el premio ‘Mujer de Cine’ por su carrera ejemplar.

Además, un año más contaron con la presencia de Mario Barro, académico e investigador en la Facultad de Artes y Diseño de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y experto en la figura de cineasta calandino.

Una nueva imagen y sonido propio

Entre las novedades más destacadas de este año, por primera vez en su historia el festival de cine que homenajea a su vecino más universal, Luis Buñuel, la cita contaba con su propia banda sonora, creada por el compositor Manuel Pacho. Entre sus trabajos más sonados se encuentran la sintonía de la famosa serie de dibujos animados ‘Los trotamúsicos’ o la sintonía de Informativos del Canal 24 horas, entre otras.

Además, el director de cine Víctor Linaje (‘La gorra de lana’, 2016) ha sido el encargado de realizar los cuatro spots que han introducido cada noche las sesiones de cine del Festival Internacional Buñuel Calanda.

“Queríamos hacer un festival para la gente del pueblo y de la zona tratando de recuperar la esencia de años anteriores, pero sin obviar la realidad que marca la pandemia”, afirma Alberto Herrero, alcalde de Calanda. “Lo que en enero parecía una utopía hoy es una realidad gracias al esfuerzo de mucha gente. Nuestro mayor objetivo era disfrutar del cine, recuperar el festival que tan importante es para nuestros vecinos y volver a vivir, un año más, el cine en Calanda”, concluye.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s